En la ciudad

Los personajes de En la ciudad son unos pijos que viven en los áticos carísimos de Barcelona, y también en los áticos muy frívolos del amor. Aquí, en las provincias, en los pisos bajos, la pareja es un asunto muy serio que se trabaja hasta las últimas consecuencias. Cuesta sudor y lágrimas encontrar alguien que soporte tus manías y tus defectos. Tus virtudes tan grises. El amor es un bien muy apreciado en estos sistemas exteriores de la galaxia, aunque sea igual de complicado, de contradictorio, de enrevesado, que en la película. Pero nos partimos la cara por él hasta el último instante. Ellos, los tipos y tipas de la película, no. Los personajes de En la ciudad son treintañeros, son guapos, tienen posibles. Cuando sus matrimonios o sus noviazgos caen enfermos con las primeras fiebres, ellos y ellas se lanzan a las calles a buscar un amor de sustitución. Como Tom Cruise en Eyes Wide Shut, más o menos. Fidelio. Sólo tienen que dejarse caer por los garitos, tan bien vestidos, y tan bien peinados como están. Tan esbeltas, ellas, y tan hermosas. El amor les interesa, sí, pero sólo si funciona. Si va sobre ruedas. Si da la lata, si toca los cojones, si corta las alas en demasía, prefieren comprarse otro. Como cuando compran otra tele, u otro coche, o se cambian de apartamento. Los pijos de En la ciudad a veces se desengañan, a veces perseveran, a veces se van. A veces se quedan, a su pesar. En las provincias esto no funciona así. Nosotros cuidamos nuestras relaciones hasta el último instante. Las remendamos, las repintamos, las remozamos. Las internamos en el hospital, en la UVI. Las reanimamos cardiopulmonarmente. Hasta que ya no se puede más. Cuando las damos por terminadas, y las tapamos con una sábana, sabemos a lo que nos exponemos. Afuera hace mucho frío, y hay mucha indiferencia. Mucha herida. Mucha desconfianza también. Son barrios bajos los que habitamos, poco iluminados y acogedores. Aunque caliente el sol por las mañanas, en las provincias, a la intemperie, siempre es invierno.

    La película, por cierto, es cojonuda.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

copyright © . all rights reserved. designed by Color and Code

grid layout coding by helpblogger.com