Juego de Tronos 6x05. Hodor.

Nunca he visto un episodio de Juego de Tronos doblado al castellano. Bueno, sí, una vez, durante quince minutos, hasta que el chirrido de las voces, el artificio de la suplantación, me obligó a regresar al idioma vernáculo de los Siete Reinos. Sé que suena a snob, y a pedante, esto de preferir los subtítulos a las voces, pero no lo digo por presumir ante los hombres, ni por hacerme el interesante ante las mujeres. Más bien todo lo contrario: estas preferencias culturales me cuestan amistades, e intereses presexuales, en este valle recóndito donde yo vivo, tan parecido a Invernalia en el frío, a Dorne, en el calor, al medievo en general, en su desdén por las lenguas bárbaras.
    No sé, por tanto, en la versión castellana, qué respondía el bueno de Hodor cada vez que le preguntaban por algo, o le pedían un sacrificio. Supongo que en vez de ¡Hodor, Hodor, diría ¡Joder, Joder!, que se le parece en la fonética, y que en muchos casos, además, sería la respuesta más lógica a tanto abuso y a tanta gilipollez.

- ¡Corre, Hodor, corre!
- Joder, joder...

- Carga al niño durante veinte kilómetros, Hodor
- Joder, joder...

- Hay que ver cómo está el patio de los Siete Reinos, ¿eh, Hodor?
- Joder, joder...

- ¡Sujeta la puerta, Hodor, sujeta la puerta, que tengo que arrastrar a Bran (que pesa más que yo, y encima hace peso muerto) para que esos zombis que antes han recorrido cien kilómetros no nos alcancen!. Ya sé que son miles, Hodor, empujando al unísono, pero tú, que eres un chicarrón del Norte, puedes conseguirlo...
- Joder, joder...






No hay comentarios:

Publicar un comentario

copyright © . all rights reserved. designed by Color and Code

grid layout coding by helpblogger.com